EL ARTE DE SER PERSONA

Uno de los libros que mas me han impactado en psicología es “El Proceso de Ser Persona” de Carl Rogers. Es un libro que trata sobre la psicología humanista, sobre los pasos por los que pasa un paciente en terapia humanista y los cambios que experimenta. El libro también es una biografía resumida del padre del Humanismo en psicología. Realmente es una delicia de libro y sobre todo, cada vez que lo leo, aprendo más cosas, o enseñanzas que anteriormente en una lectura previa no había tenido.

Uno de los conceptos más importantes de la tesis de Rogers es el uso de la experiencia. El maestro habla sobre el hecho de permitirse vivir experiencias y solo hacerle caso a eso. Es como una llamada de atención al si mismo. Rogers critica cuando las personas tratan de ser otras personas y no ellas mismas. Desde mi punto de vista es un concepto revolucionario, ya que siempre se habla de la represión como medio de dejar de ser víctima de deseos no sociales o civilizados. Rogers mantiene que se debe dejar libre la experiencia, dejar fluir el sentimiento y actuar con consonancia con lo que se considera correcto. No es una formula para que las cosas salgan bien, es mas bien una formula para sentirte bien contigo mismo, así te equivoques.

Dentro del libro Rogers habla de cómo las personas en principio buscan formas de actuar estereotipadas que no representan verdaderamente quienes son realmente. En la medida en que la persona va aflorando su verdadera personalidad, este va tomando conciencia de su propia responsabilidad en cuanto a lo que siente o piensa, abandona el hecho de “tú me haces daño” y cambia progresivamente al “me siento mal por lo que me hiciste”. Asumiendo la responsabilidad del sentimiento. Después el individuo en su proceso de convertirse en persona abandona el proceso social de sus sentimientos y recurre a su propia experiencia como base de análisis de sus propios sufrimientos, es decir, cambia el “me siento mal por lo que me hiciste” por “me siento mal y eso es lo que siento”. En esta fase Rogers habla de que el individuo ya es responsable de si mismo y entiende que es el dueño de sus sentimientos. Por ultimo, en la ultima fase del proceso el autor explica que la persona verdadera asume completamente su propios procesos y establece su experiencia como catalizador del ser, cambiando el “me siento mal y eso es lo que siento” por “he elegido reaccionar emocionalmente sintiéndome mal, voy a durar así hasta que quiera, y cuando decida cambiar, lo haré, solo cuando me sienta preparado”. Es allí cuando el individuo se convierte en persona.

Desde mi punto de vista, no es un asunto fácil este de ser responsable de lo que se siente. Yo intento siempre vivir así, expresándome y viviendo mis propias experiencias sin juzgarlas, pero entiendo que ha sido un largo proceso, no indoloro, de aprendizaje. Cuando realmente asumimos nuestra responsabilidad por lo que sentimos, y obviamos que el otro tiene la culpa, entonces es un momento de claridad suprema, igual de madurez, pero no debemos perder de vista, que la libertad es la perdida de la comodidad. Ser persona es ser libre, ser libre es abandonar la comodidad que te dan las reglas establecidas. He allí la cuestión.

Anuncios

9 Comentarios Agrega el tuyo

  1. BERNARDO dice:

    AHORA DOC LA EXPERIENCIA EN OTROS OSEA TIPO CONSEJO NO ES VALIDA EN ESE ARTE DE SER PERSONA, EVITANDO CONSECUENCIAS COMO EL DOLOR, SUFRIMIENTO HASTA FRUSTRACIÓN POR DECIRLO ASÍ. ?

  2. KK dice:

    Simplemente estupendo…

  3. MIRIAM dice:

    Estupendo análisis.yo en lo particular estoy saliendo de una experiencia traumática,pero a su vez enriquecedora en lo personal, porque me ha hecho ver ,que no importa quién es el otro ,ni lo que sienta ,ni lo que haga o deje de hacer por mi .Sino mas bien lo que sienta y haga yo por mi misma, los demás son como son y yo no los voy a cambiar y tampoco pretendo hacerlo. Y ahora tengo el valor de reconocer , Como dices tu Alberto. ” Todo lo que ocurre es porque uno se coloca en posicion de que las cosas pasen ” y no me arrepiento de haberlo vivido, de esa experiencia aprendí a quereme y no aceptar lo que no me gusta de los demás .Un abrazo ,y siempre esperando nuevas entradas a este Blog

  4. Nidia dice:

    Realmente he tenido una enseñanza al leer este tema. Gracias

  5. Maritza dice:

    Aleccionador! Indiscutiblement de las experiencias se aprende….al leer el articulo me pregunto ;hasta que punto ayudamos con nuestros consejos a aquellas personas a salir de un duelo,tan solo porque a otros nos parece que ya es tiempo de hacerlo…hay un tiempo estipulado para ello? Saludos!

  6. Opinaras dice:

    Sencillamente, excelente. Más cuando a medida que lees reconoces que has pasado o pasas por esos procesos. Saludos!

  7. Maritza dice:

    Ser uno mismo..he allì el dilema,no creo sea imposible,pero si difícil.Muchas personas nos guiamos por experiencias ajenas,pero doc eso es malo del todo? Muchos afirman que se prende de experiencias propias y ajenas..acaso siendo nosotros mismos no herimos a otros? Su artículo es interesante y lleno de reflexiòn.. Aprovecho para enviarle mil bendiciones en su día …

  8. Wow, excelente artículo Alberto, como caído del cielo me vino. Me aseguraré de leer el libro. !Un abrazo!

  9. Lorena dice:

    Muy bueno y en verdad es todo un arte 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s